EL MUNDO ÁRABE VISTO DESDE LATINOAMÉRICA


Entrevista a Luis Britto García, analista venezolano, titular emérito de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales
El mundo árabe visto desde Latinoamérica

Lidia Fagale
IADEG Instituto Argentino de Estudios Geopolíticos
Mientras continúan desarrollándose acontecimientos en el norte de África con implicancias geopolíticas a nivel mundial, los alcances de las revueltas en el mundo árabe -que responden a múltiples causas- son motivo de análisis y de un debate que deja entrever distintas matrices ideológicas y experiencias históricas a la hora de analizar tan complejo escenario. Gobiernos y sectores de la izquierda latinoamericana han manifestado, mayoritariamente, el rechazo a la intervención de la OTAN, de los Estados Unidos y los países de la Unión Europea en el caso de Libia. Seis meses antes de los bombardeos que produjeron más de 50 mil muertos, Fidel Castro anticipaba: “Lo que para mí es absolutamente evidente es que al Gobierno de Estados Unidos no le preocupa en absoluto la paz en Libia, y no vacilará en dar a la OTAN la orden de invadir ese rico país, tal vez en cuestión de horas o muy breves días”. En tanto, para algunos intelectuales europeos las revueltas de la población árabe en general y, en particular la de Libia, deben ser consideradas verdaderas “revoluciones” sociales que buscan un nuevo paradigma democrático de desarrollo y por consiguiente, merecen mayor atención por parte de Latinoamérica, cuyas experiencias políticas recientes tienen similitud con las revueltas árabes, más allá de la intervención de las potencias imperiales a través de la OTAN.
En Buenos Aires, justamente, tuvo lugar un coloquio internacional “Las Revoluciones árabes y la nueva geopolítica mundial, organizado por el periódico Le Monde Diplomatic, Cono Sur. Uno de los exponentes del pensamiento latinoamericano es Luis Britto García, venezolano, titular emérito de la Facultad de Ciencias Económicas y Sociales de la Universidad Central de su país. Luis Britto García , en este dialogo, nos clarifica lo que ha priorizado el pensamiento latinoamericano frente a los acontecimientos ocurridos en distintos países árabes y, fundamentalmente en Libia.
– En la presentación de la mesa donde Usted participará como ponente se dice que “llama la atención el silencio por parte de Gobiernos progresistas de Latinoamérica frente a las revueltas árabes”. A la vez que se resalta “lo sorprendente de este silencio” dado que estos gobiernos- llegados al poder mediante las urnas- tienen mucho en común con los movimientos insurreccionales árabes. ¿Coincide usted con este planteo?
-LBG: Debo admitir que me llamó la atención la postura que se fija de antemano en el programa que se ha entregado a los participantes. Lo mismo le ocurrió a mi compañera de mesa, Elizabeth Carvalho, de Brasil, periodista y escritora. Lo hemos comentado. Desde mi visión, lo que está pasando en el mundo árabe es muy distinto a lo que aconteció en Latinoamérica. Por supuesto que reivindico las revueltas de Túnez, o de Egipto, pero hay otra, sumamente dudosa y es la de Libia, donde los hechos se han basado en una guerra civil impulsada por intereses de un grupo de los países integrantes de la Organización del Tratado Atlántico Norte (OTAN)- Estados Unidos, Francia e Inglaterra-, quienes han apoyado a los opositores al Gobierno de Gaddafi con recursos económicos y armas. Además no hay que omitir que de ese país sale anualmente petróleo por 76.557 mil millones de dólares, que mantiene funcionando a Europa. Ésta no habilita energías alternativas, saquea a países que sí la tienen. Tampoco es cierto que hubo silencio por parte de algunos países de nuestra región. Por ejemplo, en el caso de Venezuela, el gobierno ha defendido la autonomía, la no injerencia de fuerzas extranjeras para resolver el conflicto, y el derecho que le asiste a todo pueblo de mantener y defender su autonomía. Debemos recordar que América Latina vive amenazada por parte de los Estados Unidos. Nuestro gobierno ha sido prudente e hizo serios intentos para que tanto la Liga Árabe como la Unión Africana propicien la paz. En ese sentido también trabajó el gobierno de Brasil, Bolivia y Ecuador.
Latinoamérica no tiene una mirada opuesta a las demandas de quienes vienen protagonizando protestas, revueltas, movilizaciones en los países árabes. Dado que las revueltas en líneas generales están motivadas por diversos factores: crisis alimentaria, crisis económica mundial, deterioro generalizado de la calidad de vida de la población, etc. y esto se extiende al tercer mundo. Es cierto que ha habido autocracias muy apoyadas por Occidente y que han dejado insatisfechas las necesidades de la gente. Esto es similar a lo vivido durante la década de los 90 en Latinoamérica con la aplicación de medidas neoliberales inspiradas en el Consenso de Washington. Esta realidad es similar en Túnez, Egipto, Bahrein pero en Libia me parece distinto al estar directamente vinculada por la disputa en el control de los hidrocarburos. Esa guerra, la de Libia, es una guerra por el petróleo.
-¿Cuál ha sido el papel de los medios hegemónicos frente a los acontecimientos Libios?
-LBG. Te respondo con un dicho: En una guerra la primera baja es la verdad. La guerra civil en Libia o el intento de agresión empieza con supuestos bombardeos contra la población civil que nunca se comprobaron, tampoco existieron imágenes convincentes de los manifestantes agredidos. Los corresponsales de TELESUR no lo pudieron verificar. Incluso hasta los informes de vigilancia de los satélites rusos que cubren todo el planeta negaron estos bombardeos. El propio Pentágono confirmó que ese hecho no ocurrió. Fabricaron mediáticamente un grupo de víctimas para justificar un bombardeo masivo que lleva varios meses y 60 mil muertos.
Los medios seleccionaron actores para representar la toma ficticia de la Plaza Verde de Trípoli por parte de los opositores. Trasmitieron esa puesta en escena para internacionalizar la derrota del Gobierno Libio. Recordemos el video publicado por la BBC de Londres, acerca de una manifestación realizada en Trípoli para celebrar la caída del Primer Mandatario libio. Era completamente falso, ya que lo que mostraba era a un grupo reunido donde ondeaba la bandera de la India. ¿Donde quedó la credibilidad de este medio? Es una guerra hecha en fotoshop y se parece en mucho a situaciones vividas en América Latina.
-Usted habla de la existencia de una campaña internacional contra Venezuela que a la vez fomenta la islamofobia…
-LBG. La prensa del sistema inventó que existían campamentos de Al Qaeda en la Península de Macanao (Nueva Esparta), así como cohetes iraníes en Paraguaná. Se publicaron mentiras, tales como que Muammar Al Gaddafi se había refugiado en territorio venezolano. Todo es parte de una estrategia, Libia es Libia y Venezuela es Venezuela, Somos países del tercer mundo apetecibles por nuestras riquezas y blanco permanente de una agresión mortífera en el caso libio, y potencial en el nuestro. La idea de la instauración de un Gobierno de transición en mi país ha sido uno de los temas centrales en la prensa de oposición. Ha sido persistente hasta hoy la idea de la derecha venezolana de asimilar a Chávez con Al Gaddafi e instalar la islamofobia, fomentando sentimientos de odio, y la discriminación sobre los inmigrantes árabes, ya hemos tenido muestras de ello.
¿Es posible pensar un escenario similar en Venezuela?
LBG. Desde luego que si y no desde la perspectiva de la inestabilidad política. Como se sabe ha habido intentos de golpe de Estado, contra Chávez y Correa. Se dio un golpe de Estado en Honduras… A veces la agresión es directa o indirecta. Se trata, siempre, de la lucha por la hegemonía de los Imperios. Y Venezuela y Ecuador cuentan con grandes recursos naturales y estratégicos. Hay que destacar la importancia que adquieren frente a este panorama las políticas de integración en Latinoamérica.
Fuente: http://www.iadeg.com.ar

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

DEL MODELO LIBIO AL MODELO VENEZOLANO


1
El 8 y 9 de septiembre participé en Buenos Aires en un evento de Le Monde Diplomatique sobre “Las Revoluciones en el Mundo Árabe y la Geopolítica Mundial”. Los demás ponentes mencionaron la palabra hidrocarburos apenas dos veces. En Libia hay reservas petroleras de 40.000 millones de barriles. Los hidrocarburos son el combustible de la geopolítica actual. En Venezuela hay reservas de 80.582 millones de barriles. Similares riquezas propician destinos parecidos.
2
En Libia, Kadafi expulsó las bases militares extranjeras, nacionalizó la mayor parte de la industria petrolera, se unió a la OPEP, lanzó una política de integración de los pueblos árabes y africanos y de los movimientos revolucionarios internacionales. En Venezuela Chávez evitó la instalación de bases militares extranjeras y la privatización de la industria petrolera, revigorizó la OPEP, promovió la integración de América Latina y el Caribe y su solidaridad con el Tercer Mundo y los No Alineados, y asoma la idea de una nueva Internacional Socialista.
3
En Libia monopolios mediáticos transnacionales exageraron el alcance de manifestaciones opositoras, mintieron que el gobierno las había bombardeado, reconocieron a una Junta que no representaba al pueblo libio ni dominaba el país. En Venezuela monopolios mediáticos transnacionales y nacionales exageraron el alcance de manifestaciones opositoras, mintieron que el gobierno las había abaleado, reconocieron a un dictador elegido por nadie que fue puesto en fuga por todos.
4
En Libia las redes informáticas fueron interferidas o desconectadas en cuanto arrancó el bombardeo. En Venezuela el ABA y el correo de Cantv están casi desconectados, y la administración apenas comienza el proceso de instalar el software libre que nos haría invulnerables al sabotaje informático.
5
A Libia los financieros le confiscaron 270.000 millones de dólares de reservas internacionales colocadas en bancos del exterior. En Venezuela tenemos 28.319 millones de dólares de reservas internacionales amenazadas por infinidad de demandas temerarias ante una dependencia del Banco Mundial llamada Centro Internacional de Arreglo de las Diferencias sobre Inversiones (CIADI), y apenas ahora decidimos retirarnos de ella para que árbitros o jueces extranjeros no decidan sobre nuestros contratos de interés público.
6
Libia fue expulsada de la Comisión de los Derechos Humanos de la ONU; la Corte Penal Internacional dictó auto de detención contra su Presidente. Contra Venezuela la Comisión Interamericana de Derechos Humanos de la OEA ametralla pronunciamientos fundados en notas de prensa carentes de veracidad, en presunciones sobre hechos hipotéticos, futuros e inciertos, o sobre materias acerca de las cuales no se ha pronunciado la jurisdicción interna; mientras la Corte Interamericana absuelve funcionarios venezolanos condenados por corrupción; todo ello como preámbulo de una condenatoria al país que podría servir de coartada para invadirlo.
7
En Libia la desestabilización fomentó diferencias entre credos, regiones, etnias y tribus. En Venezuela la propaganda inventa o profundiza diferencias regionales o étnicas secesionistas, para convencer a unos venezolanos de que son distintos y tienen derechos diferentes de los otros.
8
En Libia, el grueso de las fuerzas invasoras está constituido por reaccionarios monárquicos, mercenarios, efectivos del ejército de Quatar y, según John Brennan, asesor sobre terrorismo de Obama, “Algunos miembros del Grupo Combatiente Islámico de Libia (LIFG), filial de Al Qaeda, han tenido conexiones en el pasado con Al Qaeda en Sudán, Afganistán o Paquistán” ” (“John Brennan: ¿Al Qaeda es malo en Irak y Afganistán pero no en Libia?” Debkafiles, 4-9-2011). En Venezuela opera hace años una infiltración paramilitar que cubre el país, cobra vacunas, instala alcabalas, suplanta al hampa vernácula y legitima capitales en garitos, bingos y casinos.
9
En Libia, según el Partido Argelino para la Democracia y el Socialismo, fueron tomando fuerza las fracciones “burocráticas-comerciantes corrompidas del régimen libio, aliadas al imperialismo”, las cuales “estaban en conflicto cada vez mas violento con el ala patriótica y mas o menos antiimperialista representada de hecho por Kadafi, a causa de su rechazo en satisfacer sus intentos de acaparamiento directo de las riquezas nacionales a través de las privatizaciones, la liberalización del comercio exterior, el retroceso en profundidad de las leyes que rigen la explotación de los hidrocarburos”. La política económica impuesta desde 2003 por tales burócratas-comerciantes “ha tenido por resultado disgustar las capas laboriosas. Provocó la caída de su poder de compra después de la supresión de la subvención de productos básicos, el desempleo como consecuencia del cierre o de la privatización de las empresas publicas, la pauperización de las masas y de los jóvenes. El enriquecimiento de una minoría de beneficiarios y el empobrecimiento de la mayoría, tal ha sido el resultado del compromiso empeñado con el imperialismo y las capas comerciantes para intentar obtener el fin del bloqueo criminal impuesto por los Estados imperialistas”. Por otra parte Kadafi habría entregado revolucionarios a sus perseguidores y “cegado por un anticomunismo primario, permitió al general Numeyri instaurar en 1970 una dictadura sanguinaria en Sudan entregándole los oficiales progresistas que habían intentado derrocarlo” (http://pads.ifrance.com/28-8-2011). En Venezuela no repetiremos esos errores.
10
En Libia el imperio tiene como primer objetivo político el asesinato de Kadafi: en 1981, Newsweek revela que el director de operaciones de la CIA, Max Hogel, planea su derrocamiento y magnicidio; en 1986 Reagan ordena bombardear su residencia y le mata una hija y un centenar de compatriotas; en octubre de 1993 militares libios fracasan en tres intentos de liquidarlo: en 1998 durante un atentado en Atenas le matan a su guardaespaldas femenina Aisha y lesionan de gravedad a otras siete guardianas; ahora concentran los bombardeos en su residencia, le aniquilan hijos y parientes y ponen su cabeza a precio. En Venezuela hemos perdido la cuenta de las incitaciones mediáticas al magnicidio de Hugo Chávez Frías, de las tentativas de ejecutarlo y de la ausencia de sanciones.
11
En Libia 20.000 ataques aéreos de la OTAN en seis meses provocan más de 60.000 muertos, en su mayoría civiles. En Venezuela parte de la oposición reza día y noche por el diluvio de bombas que les devuelva el poder que los votos le niegan. Guerra avisada no mata Revolución.

CONSULTE TAMBIÉN:
http://laplantainsolente.blogspot.com.
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve
http://www.facebook.com/Luis.Britto.Garcia

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

¿ÉRAMOS FELICES Y NO LO SABÍAMOS?


1
¿Será el pasado la única Utopía de la derecha? ¿Por eso miente un historiador que Venezuela Colonial era rica y unida? ¿Antaño era unión la esclavitud y riqueza la miseria? ¿Será que confunden nostalgia con amnesia? ¿Habrá que salir a la búsqueda de esa utopía perdida?
2
¿Encontraremos la dicha en las últimas décadas del siglo pasado? ¿Se puede imaginar mayor felicidad que la de un país donde 80% de los venezolanos vivía en pobreza y 43,35% en pobreza crítica? ¿Donde 40% habitaba en ranchos u otras viviendas insalubres? ¿Era posible mayor ventura que una tasa de mortalidad por desnutrición que creció de 1,6 por cien mil habitantes en 1983, a 3,1 en 1987 y a 4,6 en 1990? ¿Qué las muertes por desnutrición en menores de un año aumentaran de 13,8 por cien mil nacidos vivos en 1983, a 40 en 1989 y a 60 en 1990? ¿Cómo no disfrutar de un alza del índice de precios al consumidor de 1.262,9 % entre 1984 y 1993; de un dispararse del costo de los bienes más necesarios, como alimentos y bebidas, en un 2.240,5%? ¿Hubo alguna vez mayor júbilo que morir de mengua porque no existían módulos de Barrio adentro? ¿Mayor beatitud que ver morir niños como moscas por ausencia de un Cardiológico Infantil? ¿Qué vivir en tiniebla eterna por falta de una Misión Milagro?
3
¿Concibió alguien mayor alborozo que levantarse el Viernes Negro el 18 de febrero de 1983, y enterarse de que el bipartidismo había quebrado al país más rico de América Latina? ¿Que, tras haberse cuadruplicado el ingreso petrolero, el gobierno había contraído a escondidas deudas por 27.000 millones de dólares, que consumían el 40% del gasto público y debíamos pagar los ciudadanos que no habíamos robado nada? ¿Podemos imaginar mayor jolgorio que ver pasar el dólar de 4,30 bolívares a más de mil? ¿Qué el de entregar todas las industrias básicas en pago de deudas ilegalmente contraídas? ¿Cómo olvidar la euforia de la inflación anual de tres dígitos y la euforia de los intereses bancarios de otro tanto, financiados con bonos cero cupón del Tesoro que pagábamos todos? ¿Cómo echar al olvido los infartos de gozo y los suicidios de felicidad al saber en 1994 que los banqueros habían huido llevándose la mitad del circulante del país, después de que Caldera le otorgara auxilios financieros por 700.000 millones de bolívares?
4
¿Cómo explicar a las nuevas generaciones el éxtasis de suspensiones de garantías constitucionales que duraban más de tres años? ¿O el método jubiloso de recuperar la mayoría parlamentaria ilegalizando a la oposición? ¿O la delicia de sufragar bajo el principio de “Acta mata Voto”? ¿Hubo mayor gozadera que manifestar cuando Betancourt ordenaba: “Disparen primero y averigüen después”? ¿Qué escribir para la prensa cuando clausuraban periódicos y el hijo de Andrés Eloy Blanco los censuraba? ¿Que saber a Venezuela sembrada de Teatros de Operaciones, campos de concentración donde se torturaba y desaparecía a cuanto ciudadano exigiera un cambio? ¿Donde diez mil compatriotas fueron asesinados en dos décadas por los cuerpos represivos? ¿Donde varios millares fueron inmolados el 27 de febrero de 1987 por protestar contra el Fondo Monetario Internacional? ¿Dónde hasta el Presidente tuvo que ser encarcelado por ratero?
5
¿Será que la memoria es ingrata? ¿Pasará que no evocamos lo bueno? ¿Olvidamos el goce de cuando nos negaban el acceso a un club, un restaurante o una discoteca por ser morenos? ¿Añoraremos los buenos tiempos, cuando en los medios sólo se aceptaban mulatos en papeles de cachifos, brujos, policías o malandros? ¿Cómo describir el júbilo en un país con más de millón y medio de analfabetos, donde sólo tres de cada cien niños ingresados a primaria llegaba a Educación Superior? ¿Hubo regodeo mayor que el de una deserción escolar que entre 1990 y 1992 alcanzaba a 1.173.058 estudiantes, con repitencia acumulada que llegaba a 997.853? ¿Brillaron más la Moral y las Luces que cuando Caldera allanó a la Universidad Central con tanquetas, le quitó la autonomía y la ocupó por años? ¿Que cuando retiró la Historia, la Geografía y la Educación Cívica de los programas de Primaria por mandato de Estados Unidos? ¿Es imaginable mayor dicha que saber que a fines de los noventa se iba a aplicar un proyecto del Banco Mundial para acabar con la gratuidad de la educación universitaria?
6
¿Quiénes añoran esos tiempos, merecen vivirlos de nuevo? ¿Eran felices, y no lo sabían? ¿O eran felices, porque no sabían?

CONSULTE TAMBIÉN:
http://laplantainsolente.blogspot.com.
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve
http://www.facebook.com/Luis.Britto.Garcia

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

LIBIA SÍ Y NO


NO
En Libia no hay Conflicto entre Civilizaciones, porque no es Civilización una gavilla de asaltantes que destruye países para pelearse por sus despojos.

En Libia sí hay Guerra de Cuarta Generación, que vence con PhotoShop la derrota en los hechos. Arranca con supuestas manifestaciones de las cuales no existen imágenes convincentes. Estos manifestantes mediáticos son víctimas de bombardeos imaginarios que no pueden confirmar ni Telesur ni la vigilancia satelital rusa ni la estadounidense. Para corregir tales hechos imaginarios, la tecnología mortífera real de los mayores imperios incinera Libia para asesinar a Kadafi, y el que resulta muerto es Younis, el jefe de los amotinados, pero por los propios amotinados.
El 21 de agosto los medios difunden triunfalmente la toma de la Plaza Verde de Trípoli por los amotinados; el 26 Miguel Ángel Pérez Pirela demuestra en VTV que la “toma” es un montaje en una escenografía que pretende ser la Plaza Verde pero que olvida reproducir la mayoría de sus detalles. Movidos por la colosal victoria escenográfica, reconocen a los amotinados once países. O estúpidos, o cómplices.
NO
En Libia no hay rebelión democrática ni progresista, pues la democracia no se impone asesinando más de 1.200 civiles indefensos con 7.037 bombardeos acumulados en cinco meses, ni la promueven monárquicos Ydristas, mercenarios ni fieles colaboradores de aquél a quien ahora llaman tirano.

En Libia se aplica el plan maestro de Estados Unidos de destruir países manipulando diferencias étnicas o culturales, ya aplicado para desmantelar Yugoeslavia.
NO
En Libia no hay victoria militar. Hitler rindió en cinco días a Francia con bombardeos masivos. Cinco meses llevan los franceses más los ingleses más los italianos más los españoles más los alemanes más Estados Unidos más fuerzas mercenarias más 42 países más el club de ex funcionarios de Kadafi a quienes los medios llaman “los rebeldes” bombardeando con tal ineficacia, que ahora recurren a la invasión abierta. La guerra contra Irak acabó en una semana, pero prosigue nueve años después. La guerra contra Libia no acaba en cinco meses, pero podría ser eterna.

El destino de Libia lo decidirá el mismo factor que impide la invasión a Cuba y la domesticación de Afganistán. El pueblo, armado, jamás será esclavizado.
NO
La aniquilación de Libia no aportará bienestar, ni derechos, ni democracia. Los saqueadores ya se repartieron 270.000 millones de dólares de sus reservas internacionales; sin ellas desaparecerán los avances en educación, salud y seguridad social conseguidos por Kadafi; para pillarlo mejor, el país será dividido: ello desencadenará una guerra civil inacabable. Para muestra basta un botón: al atacar Trípoli, los amotinados secuestran a la prensa internacional en el Hotel Rixos y desvalijan a tiros la residencia del embajador de Venezuela. Son los modales de la oposición venezolana durante el golpe de 2002.

La inmolación de Libia arruinará a los gobiernos que la consienten. Con bases en Libia, Estados Unidos y la OTAN pondrán de rodillas a la Unión Africana y la Liga Arabe. Con energía saqueada, reducirán a la miseria las regalías para las entreguistas autocracias petroleras del Consejo de Cooperación del Golfo, las cuales caerán al no tener ingresos que redistribuir.
NO
El saqueo de Libia no salvará a los siete países hegemónicos que destruyeron sus economías reales entregándose a la economía virtual del capitalismo financiero. Si triunfa el pillaje imperial, éste seguirá contra los miembros de la OPEP hasta que el Imperio pueda estrangular a Rusia, China y la India con un bloqueo energético que llevará a la Última Guerra Mundial. Al referirse a la rebatiña sobre el petróleo libio, amenaza Abdeljalil Mayuf, director de información de la compañía “rebelde” Arabian Gulf Oil: “No tenemos problema con las compañías de países occidentales como Italia, Francia y Gran Bretaña. Pero puede que tengamos algunos inconvenientes políticos con Rusia, China y Brasil” (Pepe Escobar: “El capitalismo siniestro cae en picado sobre Libia”, Asia Times Online, 24-11-2011).

Libia decide nuestro destino. Tras el saqueo de la OPEP viene el del ALBA. Denuncié que desde 2007 una ibérica “Fundación para el Análisis y Estudios Sociales” impulsada por José María Aznar adelanta una “Agenda de la Libertad” para América Latina que incluye una Internacional de sus derechas y privatización de su educación superior. También miente que la Triple Frontera “ha sido desde años un centro neurálgico de financiación de grupos terroristas islámicos”, y ordena que “América Latina debe cooperar en materia de seguridad y lucha contra el terrorismo internacional junto a Europa y América del Norte, mediante la creación de una asociación estratégica entre la OTAN y Colombia. Asimismo con aquellos otros países latinoamericanos que deseen sumarse a ella”. Suscriben este llamamiento a la invasión Julio Borges, Leopoldo López, Plinio Apuleya Mendoza, Álvaro Vargas Llosa, Carlos Alberto Montaner, Andrés Pastrana…

PD: Comienza por fin la esperada preproducción de La Planta Insolente, película de Román Chalbaud sobre la invasión a Venezuela por los Imperios…
CONSULTE TAMBIÉN:
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
http://laplantainsolente.blogspot.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Libros de Luis Britto en Internet:
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

¿ARDE EL MUNDO?


1
Un fantasma recorre el mundo: la indignación. Anuncia una enorme oleada revolucionaria que podría liberar por igual países hegemónicos y periféricos. Los primeros están en bancarrota por la crisis, enfrascados en incosteables aventuras armamentistas, enfrentados al agotamiento de los recursos que dilapidan. Los segundos padecen la escasez de alimentos, la devastación de la naturaleza, la explotación neocolonial.
2
Pero la acumulación de condiciones objetivas sólo se convierte en revolución cuando la suma de cambios cuantitativos dispara la transformación cualitativa ¿Cómo se dio ese salto históricamente? En la Revolución Inglesa de 1645 y la Francesa de 1789 y la Bolchevique de 1917, a la bancarrota del Estado precipitada por aventuras guerreristas siguieron sublevaciones populares detonadas por la extrema penuria. Observemos hoy a los poderes hegemónicos y sus aliados. Estados Unidos, Inglaterra, Francia, Alemania, Japón, España, Portugal, Grecia, Italia, Islandia colapsan bajo el peso de deudas públicas cercanas o superiores al 100% de su PIB anual. Tales cargas no acarrean la debacle instantánea porque, a diferencia de las del Tercer Mundo, pagan cómodos intereses como los de Estados Unidos, del 1,5% anual. Pero sus gobiernos han optado por mantener la amnistía tributaria para ricos y banqueros estafadores, descargar el peso del déficit y de los rescates financieros sobre las condiciones de vida de los trabajadores y a veces arruinarse en incosteables agresiones imperiales.
3
Tales políticas, idénticas a las que detonaron las revoluciones históricas, desencadenan fatalmente la resistencia social. El pueblo de Islandia se negó de plano a pagar la deuda de los banqueros, hecho prácticamente revolucionario. Grecia, Francia, España, Italia e Inglaterra están conmocionadas por protestas masivas. En Israel entre julio y agosto multitudes de 300.000 ciudadanos protestan contra el costo de la vida y obligan a Netanyahu a detener un alza de los precios del petróleo y a incrementar la importación de alimentos (BBCMundo: 27-8-2011). El primer ministro inglés Cameron descalifica a los manifestantes de Londres tildándolos de saqueadores. Pero la Revolución Francesa tomó carácter de tal con las jacqueries, saqueos campesinos que obligaron a la nobleza a renunciar a sus privilegios y preludiaron los alzamientos parisinos. También el bipartidismo descalificó como pillajes las sublevaciones populares de Mérida en 1987 y el Caracazo en 1989, que a la postre torcieron el rumbo del país. Immanuel Wallerstein declara para ALAI el 15-8-2011:“Yo veo guerras civiles en múltiples países del Norte, sobre todo en Estados Unidos donde la situación es mucho peor que en Europa occidental, aunque allá también hay posibilidades de guerra porque hay un límite hasta el cual la gente ordinaria acepta la degradación de sus posibilidades”.
4
¿Se equilibra esta rebelión en los centros hegemónicos con la sumisión colonial del Tercer Mundo? La mayoría de los países de América Latina y el Caribe han elegido gobiernos de izquierda o centro izquierda. En México crecen la violencia y la militarización: el 8-8-2011 The New York Times reitera que agentes del Pentágono, la CIA, la DEA y otras agencias operan no sólo desde el centro de inteligencia ubicado en Reforma 225 sino desde una base militar en tierra mexicana. En Honduras aumenta la protesta contra el régimen surgido del golpe de Estado contra Zelaya. En el mil veces invadido Haití los ciudadanos insurgen contra tropas de la Minustah que arrojan heces a los ríos. En Chile el gobierno neoliberal enfrenta la rebelión de medio millón de manifestantes contra la privatización total de la educación. Y el mundo islámico es un hervidero. Pero de la indignación a la Revolución, hay mucho trecho. La tarea es acortarlo.

PD: Adiós a Freddy Balzán, gran compatriota, comunicador y revolucionario.
FOTO: Puerta del Sol, Madrid, Luis Britto
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
CONSULTE TAMBIÉN:
http://laplantainsolente.blogspot.com.
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve
http://www.facebook.com/Luis.Britto.Garcia

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

SEGUID EL EJEMPLO, QUE ECUADOR NOS DIO


1
“Los pequeños tenemos que ganar con el esfuerzo la talla que la naturaleza nos niega”, decía el irreductible Cipriano Castro, quien pactó restablecer la Gran Colombia con Zelaya de Nicaragua, Uribe Uribe de Colombia y Eloy Alfaro de Ecuador. Midamos la talla que da el pequeño Ecuador.
2
Como Venezuela, gemía Ecuador bajo la la Deuda Externa, equivalente al 19,8% de su PIB. Entendió Correa que no bastaba con quejarse, creó una Comisión de Auditoría integral del Crédito Público que denunció fraude y violación de la Constitución, esperó a la baja en el mercado, y en secreto y por sorpresa recompró parte de la Deuda con rebaja, reduciéndola al 13,7% del PIB.
3
Ecuador, como Venezuela, vio desatarse las furias de los medios de comunicación contra su gobierno progresista. Venezuela, como Ecuador, padeció un golpe de Estado propiciado y ejecutado por los medios. Ecuador, como Venezuela, rescató a su gobernante electo con movilización popular y lealtad militar. En Ecuador, como en Venezuela, los medios acusaron al presidente secuestrado de haber ordenado disparar contra el pueblo. En Ecuador, a diferencia de Venezuela, el Presidente demandó al diario calumniador, y obtuvo indemnización de 40 millones de dólares. “No se olviden: a reaccionar todos contra la prensa corrupta. Los ciudadanos venceremos al gran capital”, advirtió. Los medios en Venezuela siguen difamando sin pensar; los de Ecuador pensarán dos veces antes de hacerlo.
4
Mantenía Estados Unidos una base militar en Ecuador, Correa los obligó a desalojarla. Gobiernos neoliberales impusieron como moneda nacional el dólar; pero el Sumak Kawsay es el más firme promotor de la instauración del SUCRE. El movimiento étnico CONAIE exigió a Correa que le transfiriera el control sobre los recursos naturales del país, y ante la negativa fue a la oposición, sacó un solo diputado, apoyó el golpe en comunicado que tildaba al gobierno legítimo de “dictadura democrática” y fracasó en imponer la dictadura étnica neoliberal. Los recursos de Ecuador siguen siendo de todos los ecuatorianos.
5
Ecuador, como Venezuela, carecía de soberanía jurisdiccional, porque las controversias sobre contratos de interés público nacional no eran resueltas por sus tribunales, sino por árbitros o tribunales extranjeros. Uno de ellos, la dependencia del Banco Mundial llamada Centro Internacional de Arreglo de las Diferencias sobre Inversiones (CIADI) para 2007 ostentaba el infamante récord de 230 sentencias a favor de las transnacionales en 232 casos. Por ello, y por contrario a su Constitución, Bolivia abandonó ese año el CIADI, y por iguales motivos Ecuador lo dejó el 2009. A diferencia de Ecuador y de Bolivia, Venezuela espera mansamente a que el Banco Mundial decida en su contra una veintena de demandas que suman cerca de 40.000 millones de dólares, a pesar de que el artículo 151 de la Constitución Bolivariana manda que las controversias sobre contratos de interés público deben ser decididas según nuestras leyes y por nuestros tribunales.
6
Venezuela, como Ecuador, padece una inmigración narcoparamilitar delincuente que blanquea capitales instalando casinos. Ecuador planteó el problema en reciente referendo, y la mayoría de los distritos consultados se pronunció por la ilegalización de los garitos. En Venezuela el Código Penal castiga la apertura de salas de juego al público, y el 6 de diciembre de 2009 Hugo Chávez Frías declaró: “¿Hasta cuándo vamos a permitir que hayan casinos ilegales? ¿Nos da miedo, es? He ordenado de nuevo que se revise esos casos. ¿Este es un país de casino, entonces? ¿Esto es parte del socialismo?” Para celebrar sus palabras, Diputados y Jueces crearon una Comisión para legalizar lo ilegalizable, e instalaron la sede de la Comisión de Casinos en el rascacielos que antes ocupaba la Embajada de Estados Unidos, país que una vez nos trató como semicolonia. No necesita instalar bases militares para reconquistarnos, con tal enclave del Poder Narcoparamilitar extendiendo gangrenas de corrupción en desacato del Código Penal y de las órdenes del Presidente.
(Foto/texto: Luis Britto)
CONSULTE TAMBIÉN:
http://laplantainsolente.blogspot.com.
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve
http://www.facebook.com/Luis.Britto.Garcia
http://luisbrittogarcia.blogspot.com

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario

LIBIA,APARTA DE MÍ ESTE CÁLIZ


1
Libia, apura hasta las heces el cáliz de saber una vez más que civilización es saqueo, Derecho es pretexto, humanitarismo es coartada.
2
Libia, bebe hasta el fondo la mentira que llama a la mejora de condiciones del pueblo tiranía, al control sobre los propios recursos Eje del Mal, al patriotismo fanatismo, a la decencia fundamentalismo.
3
Libia, paladea 17.300 operaciones aéreas desde el 31 de marzo, el sabor del uranio empobrecido que mata lentamente y la ejecución a control remoto que aniquila al instante.
4
Saborea por nosotros la certidumbre de que toda reserva internacional se embargará, todo intento de sustituir el papel sin valor del dólar será masacrado, todo recurso natural se saqueará.
5
Libia, aleja de nosotros el sumidero donde las potencias se lavan las garras y los hermanos se enjuagan las conciencias esperando que serán los últimos en probar el hierro que te hiere.
6
Libia, sufre por todos que la No Intervención de la Carta de las Naciones Unidas murió porque según Gareth Evans el “derecho de intervenir” en asuntos internos se ha vuelto “responsabilidad de proteger” (Foreign Policy, 2002), y según George Soros “la soberanía es un concepto anacrónico, originado en tiempos que ya se fueron (…) Si los gobiernos abusan de la autoridad a ellos confiada, y los ciudadanos no tienen oportunidad de corregir estos abusos, la intervención externa está justificada” (Foreign Policy, 2004).
7
Ahórranos, Libia, la certidumbre de que los más incondicionales, el embajador Dabbashi, el funcionario Nuri al Mesnari, el ministro de Relaciones Interiores Younis serán los primeros en traicionar para luego traicionarse y asesinarse entre ellos; de que quienes más tiempo estuvieron con el poder serán los mismos que se ofrecerán al Imperio como garantes de cambio.
8
Libia, bebe el trago largo de saber que quien inventa diferencias de matices, etnias, regiones y tribus entre hermanos afila el cuchillo que te clavará en la espalda el imperio extranjero.
9
Libia, no limpies de tus mejillas el beso de los Judas que te abrazaron, la saliva de los Iscariotes a quienes financiaste las elecciones, la hez de tus ministros que te adularon y ahora abren cabezas de playa para los invasores.
10
Libia, no bebas hasta la última gota el veneno de la doctrina del asesinato humanitario. Deja suficiente para que saboreemos el bombardeo contra hospitales, la destrucción teleguiada de medios informativos, el homicidio de no combatientes, la aniquilación filantrópica de acueductos para provocar la piadosa muerte por la sed.
11
Libia, bebe la copa del silencio que el prostíbulo de los medios extiende por el mundo mientras te degüellan: aspira la cortina de humo que sofoca mientras 18 comunicadores mueren en los bombardeos y las televisoras son pulverizadas.
12
Hermana, paladea el vinagre del tribunal extranjero que te sentencia sin juicio y el gusto de hiel del árbitro foráneo que confisca tus reservas sin proceso y el acíbar del policía apátrida que quiere secuestrarte sin derecho y la carroña del juez compatriota que intenta entregarte en sus manos.
13
Libia, con tu sacrificio aparta por instantes de nuestros labios la copa del atropello, el trago de la amenaza, el cáliz de la invasión venidera.
14
Libia, en cuyas arenas la luna abre del 1 al 29 de agosto el Ramadán del año 1432 de la Hégira: enséñanos a ayunar no sólo de comida y bebida, sino también de la mala palabra, el mal acto y el mal pensamiento: por un instante aparta de la angustia de los hambrientos del mundo la sombra de la mentira, la vileza de la codicia, el insulto de la muerte.
15
Libia, haz que no olvidemos la sangre del huérfano, la lágrima de la viuda, el silencio del ultimado.
16
Libia, prueba por nosotros la verdad amarga de que sólo lo que sabemos defender nos pertenece.

CONSULTE TAMBIÉN:
http://laplantainsolente.blogspot.com.
http://luisbrittogarcia.blogspot.com
https://luisbritto.wordpress.com
Versión en francés, gracias a la inteligente ayuda del amigo Romain Vallée: http://luisbrittogarcia-fr.blogspot.com
Libros de Luis Britto en Internet:
Rajatabla: http://www.monteavila.gob.ve
Dictadura mediática en Venezuela: http://www.minci.gob.ve
http://www.facebook.com/Luis.Britto.Garcia

Publicado en Uncategorized | Deja un comentario